Irreflexiones...

La irreflexión es una inconsciencia, un acto reflejo, una efímera emoción... es no pensar, sólo sentir, sólo expresar sin compromiso con la verdad o la razón.. Es espontánea, repentina y volátil sabiduría -y cuyo sinónimo es ignorancia- que surge en un segundo para luego impunemente desaparecer, sin detenerse a observar los estragos que provoca...

sábado, 27 de febrero de 2010

Volar...

Anoche soñé que era un ave... hoy miro al hombre en el espejo... ¿o será el ave, soñando que es hombre? ¿Como saberlo? ¡bah!, quizás no sea importante, hoy me sueño hombre, ayer me soñé ave... "la vida es sueño, y los sueños, sueños son..." me es posible disfrutar ambos, y concedo a cada uno un alto valor... Desde niño volar ha sido un sueño recurrente: he volado a distintas alturas, con distinos artficios, un carrito de madera y una hebilla mágica me elevaron unos metros del piso, unos patines me causaron vértigo, una alfombra fue fascinante, pero cuando más alto volé, lo hice con mis propias alas ...y el placer, la sensación de libertad se acercaron al éxtasis orgásmico... pero...
 
Ser hombre es ser mucho más... Es descender de los cielos para dominar la tierra, es trocar las alas en manos, y con las manos hacer valer el poder que contienen la mente y el espíritu... y con las manos amar, acariciar, seducir...Ser hombre es pensar, imaginar, crear... Es mantener viva la posibilidad de un día dominar los aires y las aguas, y volar... Ser hombre nos dota de una capacidad, de una sensualidad que no tienen otra criatura sobre la faz de la Tierra... Porque no sólo somos raciocinio, somos sentimiento, Ser hombre acerca a Dios, es amar...

3 comentarios:

  1. Sólo un gran hombre puede plasmar con esta maravillosa desnudez todos sus sentimientos.

    Un abrazo y buena semana

    ResponderEliminar
  2. Andrea... sólo un hombre, quizá con alma de niño... gracias pro leerme.

    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Hola Jorge, llego hasta aqui por medio del blog de Mina.
    Ha sido muy grato pasear por este, tu blog, y ver esos sentimientos que aparecen por cada palabra escrita.
    Volveré...mereció la pena la visita.
    Un abrazo

    ResponderEliminar